Piden a padres insumos sanitarias para regreso a clases en Guerrero

La Secretaría de Educación estatal señala que no hay recursos para comprar equipo sanitario

Arturo de Dios Palma / Corresponsal El Universal

Chilpancingo.— La Secretaría de Educación Guerrero (SEG) no cuenta con presupuesto para dotar a las escuelas de nivel básico de insumos sanitarios para la protección de estudiantes ante el regreso de clases presenciales.
“Debe quedar muy claro: recursos no tenemos para poder subsidiar o aportar para este regreso con todo, por eso estamos hablando de que es un tema de consenso, de voluntades entre los padres y las autoridades”, dijo el secretario de Educación en Guerrero, Heriberto Huicochea.
La SEG informó que el próximo 30 de agosto regresan las clases presenciales en 17 municipios, donde hay menos contagios de Covid-19 registrados.
Sin embargo, de estos 17 municipios, 10 se ubican en la región de la Montaña, donde casi todos tienen en denominador común la pobreza, la marginación y lo que eso implica: escuelas precarias sin profesores suficientes, hospitales ni médicos. No hay caminos, drenaje ni agua potable; no tienen acceso a la tecnología y la actividad económica es casi nula.
LOS MÁS VULNERABLES
Estos municipios son los de menos contagios de Covid-19, por sus condiciones: no generan movilidad y eso ha puesto lejos al virus, con excepción de Tlapa, el centro comercial de la región.
Pero si en esos municipios se descontrola la pandemia, sería una catástrofe: en toda la región —en 19 municipios— hay un solo hospital en Tlapa, con 15 camas Covid-19 para atender a casi 400 mil habitantes.
Durante el último año, los profesores de la Montaña han mantenido contacto con sus estudiantes. Cada 15 días acuden a las escuelas para entregar tareas, porque la mayoría de estas familias no cuentan con los dispositivos para que los niños tomen clases virtuales desde sus casas y porque son pueblos que hablan sus lenguas maternas y todos los contenidos son en español.
Decidieron acudir cada 15 días porque en el contexto de la pandemia su presencia en estos pueblos es un riesgo: los profesores pueden convertirse en el vehículo del virus.
Jaime Bruno Arriaga es mestro en la comunidad de San Miguel Amoltepec el Viejo en Cochoapa El Grande. Explica que casi 80% de ellos, que dan clases en la Montaña, viven en Tlapa, donde la pandemia está activa.
En ese contexto, el secretario de Educación en Guerrero, Heriberto Huicochea Vázquez, explicó en una reunión que no cuentan con recursos para pagar los insumos sanitarios.
“Ustedes dirán: ‘Necesitamos gel, jabón’, repito: si eso lo pueden conseguir con los padres de familia, vamos a ir avanzando”, expuso a los directores.

Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *